No image available

Problemas que sufren los pistones del coche

Los pistones son una de las piezas más nombradas cuando se trata del motor, ellos son los componentes centrales de la máquina y se encargan principalmente de que la fuerza explosiva del combustible se convierta en corriente y sea dirigida al cigüeñal. De esa manera se puede producir el movimiento en las ruedas y el coche puede moverse.

El pistón hace su recorrido dentro del cilindro, por lo que debe ser ligero para asegurar que las cargas de la inercia sean muy bajas; son muy resistentes para que puedan soportar toda la presión y el calor que se produce dentro de la cámara de combustión. Generalmente están hechos de aluminio, pero suelen variar según la exigencia como por ejemplo ser completados con cobre, silicio, cobre, hierros, y pueden ser forjados o fundidos.

Es gracias a los pistones que se produce la chispa para dar inicio al proceso de combustión interna, por ello es importante que se encuentren en buen estado. Su movimiento se debe al gas generado en la cámara de combustión, aparte de la fuerza que aporta el cigüeñal, se crea tensión entre los pistones y los anillos, y lo cual podría ocasionar fallos que intervengan en la conducción.

Averías más comunes en los pistones del coche

Los problemas con los pistones no siempre se deben a un daño, en ocasiones surgen inesperadamente, produciéndose al momento y sin que intervengan otros elementos. Diversos sistemas como el de inyección, el de lubricación, etc., van de a poco contribuyendo a que los pistones se desgasten de forma normal. Los fallos más comunes son:

Pistón suelto: emiten un sonido raro en el motor, es un ligero golpeteo durante la aceleración; aunque que hace que el motor tiemble, va acortando la vida útil del elemento.

Pistón barrido: se produce por una fricción incorrecta entre los pistones y el resto del bloque de cilindros, eso puede desgastar los pistones con mayor rapidez y de forma irreversible; el problema suele crearse por falta de lubricación. Los síntomas de que los pistones están barridos son el sobrecalentamiento y las goteras de aceite.

Anillos quemados: son aros de metal que se encargan de regular la presión en el interior de la cámara de combustión e influyen en el consumo de lubricante. Las señales de que los anillos están defectuosos es que la aceleración disminuye, se consume aceite en exceso y el humo que emite el escape es blanco o gris.

Cualquier fallo en el motor de un coche debe ser atendido tan pronto como se pueda para evitar que se agrave y el riesgo de accidentes sea mayor. Para reponer los elementos que deban reemplazarse, podría buscar en una central de desguaces en línea, así sería posible hallar desde piezas golf 4 hasta Maserati, Mercedes Benz y más.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.